Francia

31.12.2018 00:00

 

Puesto 33

de 180 países, en la CLASIFICACIÓN MUNDIAL 2018 de la Libertad de Prensa

 Superficie: 643.801 km2

Población: 67.118.648    habitantes

Jefe de Estado: Emmanuel Macron

Presidente del Gobierno: Édouard Philippe

PIB per cápita (US$ a precios actuales): 38.477

Tasa de alfabetización en adultos (mayores de 15 años): 99%

Porcentaje de usuarios de Internet: 85,6%

 

 

Francia mantiene las garantías para el libre ejercicio del periodismo, aunque no cesan las amenazas a la libertad de prensa.

 

En términos globales, la prensa goza de libertad y se encuentra protegida por ley, aunque el aglutinamiento de los medios de comunicación en manos de pocos grupos editoriales provoca conflictos que amenazan la independencia editorial. El 16 de enero, por ejemplo, el Tribunal de Comercio de París ordenó a la revista Challenges retirar de su web un artículo sobre las dificultades financieras de una gran empresa francesa, en lo que se podría definir como un acto de censura.

 

Otro problema durante 2018 ha sido la violencia policial ejercida contra algunos reporteros, especialmente fotógrafos, durante las protestas de abril y más recientemente las protestas de los “chalecos amarillos”. En algunos casos los informadores fueron amenazados con ser detenidos si no entregaban sus equipos. Pero también sufrieron amenazas por parte de los manifestantes.

 

Tras un proceso de dos años, finalmente el 5 de junio se resolvió el proceso por difamación contra France 2 y uno de sus periodistas. Otro proceso que acaparó titulares fue el iniciado por un grupo luxemburgués y su subsidiaria en Camerún contra tres medios de comunicación y dos ONG por difamación. El auto hace referencia a los artículos publicados por todos ellos sobre las protestas de los trabajadores de varias plantaciones en el país africano y sus condiciones de vida.

 

Por otro lado, dos hombres fueron procesados por acosar a la periodista Nadia Daam como resultado de su reportaje en Radio Europe 1 criticando a los “trolls”. No ha sido la única en recibir amenazas por su trabajo. El verificador de noticias de Le Monde Samuel Laurent suspendió su cuenta de Twitter temporalmente por el continuo acoso online al que es sometido. En ocasiones, los insultos y amenazas han sido obra de políticos.