Burkina Faso

31.12.2015 00:00

 

Puesto 46

de 180 países, en la CLASIFICACIÓN MUNDIAL 2015 de la Libertad de Prensa

 

 

Superficie: 274.500 km2

Población: 17.590.000 habitantes

Jefe del Estado: Roch Marc Kabore [desde 29.11.2015]

Presidente del Gobierno: Yacouba Zida Isaac

 

 

 

 

BARÓMETRO 2015

  • 0 Periodistas asesinados
  • 0 Internautas y periodistas ciudadanos asesinados
  • 0 Colaboradores asesinados
  • 0 Periodistas encarcelados
  • 0 Internautas y periodistas ciudadanos encarcelados
  • 0 Colaboradores encarcelados

 

 

 

Un intento de golpe de Estado, el 17 de septiembre, amenazó seriamente la libertad de información en el país, ya amenazada desde antes, durante la transición iniciada el año anterior, y provocó una serie de incidentes y ataques a medios y periodistas que finalmente se apaciguaron antes de que comenzara el proceso de las elecciones, previstas en principio para octubre y finalmente celebradas al final del año. Hay que destacar que amplios sectores de la sociedad de Burkina Faso tomaron las calles e Internet durante la semana del golpe en una defensa firme y decidida de sus libertades y en especial de la libertad de información, usando profusamente las redes sociales cuando el acceso a los medios quedaba interrumpido. 
 
En mayo, el Gobierno de transición del presidente Kafando prohibió a todas las emisoras de radio y televisión trasmitir en directo ningún contenido informativo durante tres meses. Los programas de entretenimiento quedaron fuera de la prohibición siempre que se ciñeran a su temática, pero los contenidos informativos tenían que ser pregrabados y vigilados "para no dañar la cohesión social".
 
En junio, la Corte africana para los Derechos Humanos ordenó a las autoridades de Burkina Faso reabrir la investigación por el asesinato, en 1998, del periodista Norbert Zongo, que permanece impune desde entonces, y también a indemnizar a sus hijos y padres. El periodista Zongo fue asesinado cuando investigaba la implicación del hermano del presidente Campaoré en el asesinato de su chofer y el cierre del caso sin condenas, en 2006, se convirtió en un escándalo que se arrastra hasta ahora. 
 
En septiembre, el Ejército tomó el control de la cadena pública de Televisión nada más iniciarse un golpe de Estado con la detención del presidente y otros miembros del Gobierno a manos de la guardia pretoriana del presidente anterior Campaoré. La mayor parte de las emisoras privadas del país fueron cerradas de inmediato y aunque el golpe fracasó a la semana de iniciarse, se produjeron muchos incidentes: Fueron incendiados y saqueados los equipos, ordenadores y medios de transporte de emisoras como Radio Omega FM, Savane FM, o Radio Laafi; hubo ataques y tiroteos en las emisoras de Mogtedo y Goudri y en la televisión de Uagadugú; periodistas y fotógrafos de la RTV de Burkina Faso y los diarios digitales Lefaso.net y Burkina 24.com fueron agredidos brutalmente y sus cámaras destrozadas. Y hubo también disparos, agresiones, amenazas e intimidaciones contra periodistas de diversos medios.